EL SALVADOR

EL SALVADOR
Plaza Vázquez de Molina

sábado, 24 de abril de 2021

PREMIO DE POESÍA EN BINÉFAR



  Mi soneto

 "EL DULCE NOMBRE DE MARÍA" 

ha resultado ganador del certamen " PIROPOS A LA VIRGEN DEL ROMERAL" 

de Binéfar (Huesca)

Poetas de nueve países de habla hispana y 19 provincias españolas han piropeado hoy, 1 de mayo, a la Virgen del Romeral, de Binéfar. Pese a no poder realizar la tradicional romería, el día del Romeral ha tenido en el templo parroquial de Binéfar una celebración llena de religiosidad, poesía y cariño.

332 años de tradición se han visto conmemorados con una eucaristía, un pregón mariano a cargo del periodista binefarense Paco Aznar y la lectura de poemas-piropo hecha por los ganadores del XI Certamen Poético en honor de la Virgen del Romeral.

Resolución del jurado
Las personas designadas por la revista “El Romeral”, de Binéfar, reunidas
para calificar y fallar la XI edición de este concurso, acuerdan seleccionar y
conceder los siguientes premios:

Categoría Infantil (96 poemas presentados)
Piropo de Damián Faro; alumno de 1º de E. P. (6 años)
Piropo de Marcos Bueso; alumno de 2º de E. P. (7 años)
Piropo de Jorge García; alumno de 2º de E. P. (7 años)

Categoría Local de Adultos
Piropo: “Recuerdo a la Virgen del Romeral”, de Pilar Murillo Estarán

Categoría General de Adultos (61 poemas presentados desde 8 países
hispanoamericanos, 1 anglosajón y 19 provincias españolas)
Piropo: “El dulce nombre de María”, de Esteban Torres Sagra;
de Úbeda (Jaén)

EL DULCE NOMBRE DE MARÍA

La primavera enhebra en su frescura
el piropo exaltado de los fieles
bajo un palio de lirios y claveles
que agiganta y embellece tu figura.

Los campos enseñorean su hermosura
y el primero de mayo en los vergeles
colectan y te donan esas mieles
que trasfunde a Binéfar tu dulzura.

El Romeral se vuelve un paraíso
donde un río de versos en plegaria
establecen contigo el compromiso

de compartir tu fe en la romería,
siguiendo la advocación centenaria
del dulcísimo nombre de María.

SE VENDE/NO SE VENDE







Fotos cortesía de José Antonio García Márquez


 Acabo de regresar de Vilches, de recoger el PALOMA NAVARRO en su edición XXIV por mi poema "SE VENDE/ NO SE VENDE" que a a continuación publico.

Ha sido un honor recibir además, como sorpresa emotiva, el trofeo que otorga la familia de Paloma Navarro por mi vinculación al certamen tras haberlo ganado en varias ocasiones.




SE VENDE/ NO SE VENDE           

                             

Nadie me desnuda la memoria sin un precio

en este burdel que iza la soledad

sobre la fortaleza donde fui feliz, no hace mucho,

allende las fronteras de mi reino.

 

Vengo a reflotar promesas antiguas

que se apagan con el tiempo 

y que no pude declarar como equipaje,

silencios que duelen si no los escuchas

con orejas de niña, 

si no oyes cada poco sus ásperos lamentos

rebotando en las paredes de un lóbrego pasillo.

 

Y casi lo mismo aquellas marcas,

tatuajes que desaparecen si no les quitas el polvo:

las muescas con que el abuelo nos medía

contra el marco de una puerta a sus nietos 

cuando anunciaba -con el leve crujido de su muelle-

la constatación del crecimiento en su linaje

a punta de orgullo y de navaja.

 

Miro al techo acostada boca arriba

y veo caer recuerdos imprecisos 

atados a cuerdas de guita, como antaño,

regalo exclusivo de un ancestro pirata 

que vive en el desván, sobre el cañeje;  

y jura en porteño; y me maldice

cuando apago las luces sin aviso. 

 

Al irme, sólo me llevé en la maleta 

la navaja de mi abuelo y un bulto pesado

con sábanas bordadas: el ajuar de mi madre.

 

Lo demás quedó en la casa, quieto y solo,

como quedan las sombras del olvido 

desafiando a los relojes sin péndulo:

la botella de aguardiente, 

un badil, unas tenazas, un fuelle, un saco de cisco; 

dos mecedoras de rejilla, unas trébedes,

ilusiones pueriles y el mildiú del abandono.

   

La casa está casi en ruinas, o sin casi,

y huele a almendras rancias y a tertulias,

aunque yo no quiero repararla por no desahuciar al corsario,

alter ego de la niña que otrora fui,

porque en el fondo sería desterrarme a mí misma

de mi propio presente, de mi propio pasado. 

 

Las cales restregadas en los muros 

huelen a posguerra todavía, 

(y a heparina, y a hospital, y a nardo)

a pan de higo y a centeno, 

a reminiscencias de la cuadra 

que hubo en esta misma habitación 

hasta que se casaron mis padres

y empezaron a llamarla alcoba. 

 

Se esponjan mis días cuando vengo de visita 

a mi querido pueblo, a mi querida tierra,

a recuperar todo el tiempo que gasto en las ciudades:

seis meses de ausencia equivalen a una noche de frío; 

agazapada en este colchón de lana 

-sin mullir desde el pasado invierno- 

un año de náuseas se recupera pronto.

 

Vengo poco porque no quiero desdecirme en la edad 

y ser más joven cuando vuelvo a mi rutina 

de paradas de metro y autobuses. 

Hay veces que sólo acudo para añadir lágrimas al puchero 

que dejó mi madre en la lumbre 

y a cambiar las sábanas del inquilino. 

 

Viajo, prostituyo la memoria 

en el escenario ideal de los ancestros,

y paso miedo sola, disfrutando de mi inermidad 

bajo techos tan altos,

disparando mi claustrofobia en cubiles tan nimios.

 

Así cargo las pilas cada equis tiempo

entre estos muros de adobes y cal

donde mi alma no tiene cobertura.

 

Luego regreso a la ciudad en otro cuerpo distinto 

y me cambio los ojos de cerca antes de entrar en la urbe,

como quien cambia las gafas o se muda de ropa,

en un acto simbólico que sólo para mí tiene sentido.

 

En mi corazón ha muerto un pájaro...

¡ah!, y el pirata se ha convertido en un gato con familia 

desde la última vez, el gato que no tuve de niña…

 

He colgado un cartel en la reja del balcón, 

debajo de unas buganvillas secas.

Lo miro –solemne- y sonrío, entre pícara y satisfecha. 

Me guardo la vieja navaja en el bolsillo.

Cierro la puerta y tiro de ella hacia mí 

con ímprobo esfuerzo para una chica de ciudad,

hasta que oigo el chasquido -dos vueltas de llave 

dentro de mi corazón- y en mis ojos pueblerinos 

-sin darme cuenta- brota lluvia.

 

El anuncio solo dice: SE VENDE 

y debajo hay un número de móvil que no existe.

lunes, 19 de abril de 2021

SEGUNDO PREMIO DE RELATO HIPERBREVE EN BULLAS


 

 
MI RELATO "DISCURSO PARA NUESTRA BODA"HA OBTENIDO EL SEGUNDO PREMIO EN EL CERTAMEN DE NARRACIÓN HIPERBREVE DE BULLAS (MURCIA)


DISCURSO PARA NUESTRA BODA

¿Sabes…? por mucho que diluvie en mi memoria ninguna lluvia podrá desbancar a la de aquella tarde. Las dos salíamos de la escuela, cada una de la suya. Tras esperar un rato a que escampara en el porche, y sin encontrar otra alternativa, decidí atreverme y salté a la calle, dispuesta a soportar todo el rigor del meteoro. Me puse la cartera en la cabeza como burda protección contra la copiosidad del agua, aunque sabía de antemano que era una batalla perdida y que aquel remojón iba a suponer el último catarro del invierno para mi frágil salud, tan quebradiza. De pronto, a grandes zancadas, como una superheroína en vuelo rasante, surgiste tú, la niña más guapa del colegio, con un paraguas enorme cuya tela imitaba en su estampado las páginas de un tebeo de Mafalda. Tu brazo era el mástil delicado que sujetaba sus velas. Yo siempre había soñado algo parecido, por lo que aquello me supuso un déjà vu. No recuerdo nada semejante a esa sensación de estar a salvo hasta hoy, veinte años después, dándonos el sí quiero ante los nuestros, con sendos vestidos nupciales estampados con las hojas de aquel tebeo de Mafalda.

miércoles, 14 de abril de 2021

PRIMER PREMIO DE POESÍA "PALOMA NAVARRO"

 Mi poema "SE VENDE/NO SE VENDE" ha sido distinguido en el primer premio de poesía del certamen vilcheño.  
Me supone una gran alegría volver a Vilches a honrar la memoria de Paloma varios años después de mi última visita.

Buenos días. Desde el Ayuntamiento de Vilches (Jaén), les comunicamos que ya se conocen los ganadores del XXIV Concurso de Poesía Paloma Navarro. El cuadro de honor lo componen los siguientes trabajos.

 

Primer Premio: “SE VENDE-NO SE VENDE”, de Esteban Torres Sagra (ÚBEDA, Jaén).

Segundo Premio: “ABATE EN OCASIONES EL DESTINO”, de Daniel Expósito Gutiérrez (ALCORCÓN, Madrid).

Tercer Premio: “DESPUÉS DEL DILUVIO”, de Antonio Casasola Benítez (SAN SEBASTIÁN, Guipuzcoa).

 

Los dos accésit para poetas locales han recaído en Catherine Coury (“De lugar a hogar”) y Castillo Fernández Trapero (“La Cigüeña que voló”).

 

Profundamente agradecidos por su participación en el concurso y muy satisfechos por la cantidad (252) y calidad de obras presentadas al mismo, reciba un cordial saludo desde Vilches. 

 

Andrés Torres López.

Técnico Municipal de Cultura.



lunes, 8 de marzo de 2021

SEGUNDO PREMIO DE MICRORRELATO EN ABARÁN

 


María Dolores Pérez Gabaldón, natural de Cieza, ha sido merecedora del primer premio de la primera edición del Concurso de Microrrelatos ‘8M de Mujer’ promovido por la Concejalía de Mujer e Igualdad del Ayuntamiento de Abarán. La obra ganadora, que recibe 150 euros, lleva por título ‘Bolero’.

El segundo premio (100 euros), ha sido para el relato titulado ‘Avance deportivo’, de Esteban Torres Sagra, de Úbeda (Jaén), siendo el tercer relato premiado ‘El Sol de la Alcoba’, de Manuel Martínez Morote, de Cieza. La entrega ‘honorífica’ de los premios (ya que ninguno de los autores ganadores pudo asistir), tuvo lugar este lunes en un acto celebrado en la Sala Adolfo Suárez y presidido por la concejala de Mujer e Igualdad, Leticia Pérez, a quien acompañaron Ana María Torres y María Parra, quienes junto a Ariana Gómez y Juana Tornero (esta última con voz pero sin voto), integraron el jurado.  



[Img #34425]

domingo, 27 de diciembre de 2020

BALANCE DE 2020


Año raro en todos los sentidos y bastante similar al anterior en cuanto a mi trayectoria y a mis percepciones literarias. Si algo tengo claro es que cada vez entiendo menos la calidad de los textos, tanto propios como ajenos. 

En cifras, han sido 15 distinciones: 

6 en poesía, 
3 en microrrelato 
5 en relato
y 1 carta de amor/desamor

7 primeros premios
6 segundos
2 accésit 

además he sido finalista en varios más.

Por provincias:

Asturias (1) 
Barcelona (1)
Ciudad Real (1)
Cáceres (1)
Córdoba (2)
Gerona (1)
Jaén (3)
Madrid (1)
Murcia (1)
Salamanca (1)
Teruel (1)
Valencia (1)

Espero que el año que viene sea más favorable y que no pierda la ilusión por escribir y participar.
¡¡¡FELIZ 2012!!!

sábado, 7 de noviembre de 2020

LECTURA DE MICRORRELATO SOBRE VIOLENCIA DE GÉNERO

Mi microrrelato 

"LA INSOPORTABLE LEVEDAD DE NO SER

resultó finalista el pasado verano del certamen J.M. Peláez. 


Ahora, con motivo del día  contra la violencia machista, lo han subido a youtube leído por una componente de la  COMUNIDAD RÍO BODIÓN y he pensado que sería bueno compartirlo con vosotros. 

Espero que os guste.


https://www.youtube.com/embed/FFeaEYxlRp0


SEGUNDO PREMIO DE RELATO EN ALHAMA DE MURCIA

 

Mi relato "TODA LA VERDAD SOBRE EL GOLPE" ha sido reconocido con  el segundo premio del certamen Alfonso Martínez-Mena, en Alhama de Murcia.

´Festín para caníbales´ de Juan Carlos Fernández gana el XVII Certamen de Relato Breve Alfonso Martínez-Mena

07/11/2020 48
El segundo premio ha recaído en Esteban Torres, con su cuento 'Toda la verdad sobre el golpe'

El jurado calificador del XVII Certamen Literario de Relato Breve Alfonso Martínez-Mena ha fallado hoy los premios, después de valorar las 28 obras finalistas de entre las 1.710 que se han presentado en esta edición. 

El grupo que ha valorado los trabajos ha estado formado por José Belmonte, catedrático de Lengua y Literatura de la Universidad de Murcia, Pablo Blesa, Vicerrector de Relaciones Internacionales y de Comunicación de la UCAM, Antonio Arco, periodista, y Marisa López, escritora. La concejala de Cultura y Patrimonio, María José López, ha ejercido de secretaria, y Mariola Guevara, alcaldesa de Alhama de Murcia, ha presidido el jurado.

Tras la deliberación, han acordado conceder por unanimidad el primer premio, consistente en 3.000 euros, al trabajo titulado 'Festín de caníbales', presentado bajo el pseudónimo 'Moscas verdes'. Abierta la plica nº 513, su autor ha resultado ser Juan Carlos Fernández, natural de Fuenlabrada (Madrid).

También por mayoría, han concedido el segundo premio, consistente en 1.500 euros, al trabajo titulado 'Toda la verdad sobre el golpe', presentado con el pseudónimo 'Bámbola'. Abierta la plica nº 463, su autor ha sido Esteban Torres, natural de Úbeda (Jaén).

Dada la situación derivada de la pandemia de la Covid-19, el fallo del jurado y la entrega de premios de la XVII edición de este certamen, prevista para el mes de junio, tuvo que ser aplazada hasta el mes de noviembre.

El jurado ha dejado constancia del alto número de trabajos presentados un año más al certamen desde todos los lugares de España, Europa, América y Asia, así como de su calidad literaria. De los 1.710 relatos recibidos en la convocatoria 2020, se hizo una primera selección en la que quedaron seleccionados un total 28, de los que el jurado final seleccionó seis, de entre los que han resultado los dos ganadores.

La entrega de premios tendrá lugar el sábado 14 de noviembre de 2020 en el salón de plenos del Ayuntamiento de Alhama de Murcia.

Juan Carlos Fernández es madrileño. Licenciado en Filología Hispánica por la Universidad Complutense de Madrid. Actualmente trabaja como profesor de lengua y literatura en el Instituto Dolores Ibarruri de Fuelabrada. Ha publicado el libro de relatos 'De Sótanos y azoteas' (Castalia, 2010), con el que obtuvo el XX Premio TIFLOS de cuentos. Ha obtenido, en relato breve, el Premio de Cuentos Miguel d Unamuno, el Premio Nacional de Periodista de Ávila, el villa de Mazarrón, el Concurso de Cuentos sobre Ruedas de Alsa y el José Calderón Escalada. 

miércoles, 28 de octubre de 2020

ACCÉSIT EN PEÑARANDA DE BRACAMONTE


El presidente de la Hermandad de Cofradías de Peñaranda, Moisés Pérez, ha dado a conocer este miércoles los ganadoresdel XXVII Premio Nacional de Poesía, cuyo fallo se vio aplazado debido a la llegada de la pandemia el pasado mes de marzo.
 
De manera telemática, los integrantes del Jurado profesional, presidido por Antonio Colinas, han mantenido un encuentro para realizar la deliberación sobre las obras recibidas en la edición de este año, procediendo a efectuar el veredicto y nombrar a los galardonados tras el análisis minucioso de cada obra. 
  
El accésit de esta edición ha sido concedido a la obra poética ‘La última semilla’ de Esteban Torres Sagra, natural de Aldeahermonsa de Montizón, en Ubeda (Jaén).

El ganador de este año ha sido para el poema ‘Plegaria’ de Manuel Luque Tapia, natural de Doña Mencía en Cordoba. Un galardón que, en palabras del propio autor, “supone una gran satisfacción y una emoción personal grande ya que son muchos los años que llevo optando a este certamen” subrayando que “creo que uno de los premios de poesía mas importantes de España. Es un sueño haberlo conseguido y encima siendo seleccionado por un Jurado de tanto prestigio y con autores tan relevantes como Antonio Colinas, a quien sigo con gran cariño desde hace muchos años”

La organización ya ha comunicado el fallo del jurado a los ganadores, mientras se estudia el formato en el que se puedan entregar dichos premios, algo que, debido a la situación sanitaria actual, queda pendiente de un posible acto aunque sin fecha prevista.

PRIMER PREMIO DE EPITAFIOS EN MONTURQUE (CÓRDOBA)

· Esteban Torres, David Acereda y Zayra Abascal, premios del IV Concurso de Epitafios de Monturque


VOLVEMOS A SER UNO.



 

Entre la tierra que fui y la ceniza que soy


ocurrieron muchas cosas:


pinté de color pétalos de rosas;


la conocí, la amé, os concebimos…


Os mostré el mundo lo mejor que supe


al lado siempre de mi compañera


y un día la enterré en este barbecho oscuro.


Cuando llega la hora de unirme a ella


os dejo capaces de valeros por sí solos.


En paz me voy: volvemos a ser uno.


El Ayuntamiento de Monturque (Córdoba) acaba de publicar el fallo de su IV Concurso de Epitafios, emitido por el jurado a mediodía de hoy, como preveían las bases. Este certamen se organiza con motivo de las XII Jornadas Mundamortis que se desarrollan en esta localidad, poseedora de uno de los cementerios más bellos de España, ubicado sobre una cisternas de la época romana y declarado Bien de Interés Cultural.

ACTA DE LA REUNIÓN DEL JURADO DEL IV CONCURSO DE EPITAFIOS

En Monturque, provincia de Córdoba, a 28 de octubre de 2020, siendo las 11:00 horas, se reúnen en el Ayuntamiento de Monturque, previamente citadas en tiempo y forma, personas relacionadas e interesadas en el fomento y desarrollo de la cultura, en relación con la convocatoria del IV Concurso de Epitafios, para elegir a los tres ganadores del concurso.

Se ha configurado un jurado formado por los Técnicos responsables y Concejales de las Áreas de Juventud, Cultura, Deportes y Turismo del Ayuntamiento de Monturque y de la Mancomunidad de la Campiña Sur Cordobesa, para la valoración de los setenta y tres epitafios que han sido recibidos en plazo. Ejerciendo como Secretaria, Dña. Lourdes Zamora Aguilera, Técnico de Turismo de la Mancomunidad de la Campiña Sur.

Se hace constar lo siguiente:

El número total de admitidos fue de 72. El jurado aportó su criterio acerca de cada uno de ellos, llevándose a cabo un interesante debate, resultando del mismo un total de 3 Epitafios ganadores:

- Tercer Premio para el Epitafio de Dña. Zayra Abascal Múgica (Santa Cruz de Bezana, Cantabria).

- Segundo Premio para el Epitafio de D. David Acereda Pérez (Torrelavega, Cantabria).

- Primer Premio para el Epitafio de D. Esteban Torres Sagra (Úbeda, Jaén).

Y no habiendo más asuntos que tratar se da por concluida la reunión, siendo las 13:00 horas, extendiéndose la presenta acta en el lugar y fecha indicados, firmando de conformidad el Concejal de Juventud, Cultura y Turismo.

(28/10/20) 

miércoles, 30 de septiembre de 2020

PREMIO DE MICRORRELATO

Ganadores del concurso Microrrelatos Contra el Desperdicio

AECOC  lanzó el pasado mes de julio la VI Lluvia de Ideas AECOC contra el Desperdicio Alimentario, el conocido concurso anual enmarcado en su campaña ‘La alimentación no tiene desperdicio’ y patrocinado por Carrefour que anima a los consumidores a exprimir su creatividad para poner en relieve el valor de los alimentos y el rechazo a su desaprovechamiento. El concurso de este año ha recopilado más de 500 microrrelatos contra el desperdicio alimentario de un máximo de 150 palabras. Participantes de todo el país han sacado su espíritu literario y creativo para contar grandes historias en pocas palabras.

Hoy, en el 8º Punto de Encuentro Contra el Desperdicio Alimentario, el Jurado ha elegido el microrrelato ganador y el segundo clasificado, llevándose como premio un cheque regalo Carrefour valorado en 500€ y 250€ respectivamente. Estos son los microrrelatos ganadores. ¡Enhorabuena!

 

  • «La nochebuena del solsticio», por Esteban Torres (Microrrelato ganador)

Mamá, con ese discurso convincente que la caracteriza desde que nació, ha logrado involucrarnos a todos en su idea de celebrar la Navidad el 23 de junio. “La nochebuena del solsticio” -dice. ¿Sus motivos? Muchos y variopintos: que si hay que innovar, que las tradiciones familiares comienzan así, que en realidad no queda demostrado que Jesús naciera en diciembre, etc. Magnífico el pavo y los aperitivos que lo han antecedido. Y luego los turrones y las peladillas para rematar la calurosa velada. Pero a mí, que no se me escapa detalle de su proceder y llevo un rato dándole vueltas a esta ocurrencia suya, se me ha ocurrido ir a la cocina y rebuscar en la basura. Así he descubierto su verdadera razón para adelantar las navidades: el turrón caducaba a finales del mes y ella, desde que la conozco, siempre ha sido incapaz de desperdiciar nada.

 

  • «Sin tallas no hay paraíso», por David García (segundo clasificado)

Era muy elegante, vestía muy raro, piel oscura y mirada limpia. Si hubiera sido mayor hubiera pensado en la reina de algún lejano país. Entró al restaurante se sentó y pidió amablemente. Nadie la entendió. Llamamos al cocinero. -“Quiere una 18 de estofado de carne y una 4 de cerveza”. Fruncimos los ceños extrañados. “La princesa” sonreía. Terminamos comprendiendo que se refería a las tallas de la comida y bebida. Le explicamos que no conocíamos restaurante ni lugar alguno con tallas de comida. Reflexionó y gravemente preguntó cuántas personas habitaban España. Incrédulos sus ojos refulgieron y pude ver en ellos como en un cine; bosques inmensos plagados de animales, ríos de agua cristalina, miles de pájaros en el cielo. Finalmente atravesó su mirada lo que había visto hasta llegar al restaurante: cemento, humo, gente estresada, miradas ausentes. Lo comprendió todo, su mirada entristeció. Sus ojos brillaban. Yo también comprendí.

viernes, 11 de septiembre de 2020

SENDOS SEGUNDOS PREMIOS DE RELATO Y DE POESÍA UNIVERSIDAD DE JAÉN


 


Me acaban de comunicar la obtención de los dos segundos premios, tanto en relato como en poesía con  
"ARIAL VERSUS TIMES NEW ROMAN"  
y 
"EL DÍA QUE MURIÓ B.B."  
respectivamente.

 

EL DÍA QUE MURIÓ B.B. 

             

Para esto has quedado,
para cobijar la duda eterna
en un retrato a carboncillo;
para que te llame andrógina
al esbozar tu semblanza
cualquier periodista;
para certificar que la crónica
no se puede reducir estrictamente
a un conjunto de quistes y biopsias,
a un átomo de pírrica esperanza
que establece su hábitat en lo profundo
y que al final sucumbe, como un árbol,
con palabras sin matices
en el confín de una entelequia,
en la lectura prohibida
de unos dedos sin voltaje.

O sobre la pleura,
a lo mejor sobre tu pleura
instala el invierno sus branquias milenarias
y por ellas te sangra la brisa muerta,
la brisa fósil que se cuela,
insoportable y furtiva,
como un narval esquizofrénico,
entre las últimas sacudidas
de tus labios promiscuos.

Para amar sin cimientos,
para eso has quedado.
Para amar sin perlas de detergente
debajo de tu lengua mesetaria,
por si acaso la mentira no se borra,
por si acaso te produjera sonrojos la ira
o sembrase pústulas de grasa, o caries, o hematíes,
allí donde no llega
la anatomía de un hombre.

Para curar las palabras heridas
que bombardean tu entusiasmo
cuando nadie examina entre tus piernas
los ganglios del amanecer.

Para esto, para escribir que el Gólgota
está en cualquier sitio donde mires
y que los mecánicos te llaman
todos los domingos por teléfono
desde un taller inexistente
para susurrarte obscenidades
que sólo dicen los mecánicos.

Para aprender el oficio de las musas  
y cómo ser ambiciosa sin desagradar,
cuando suena el clarín del último disparo
en tus oídos rampantes,
en tus párpados de brea,
ágil para algunas conjeturas
en las que está bien visto
el desnudo integral de Campanilla,
tu alter ego desde siempre.

Para glosar la mímesis de los camaleones
y escribir que los dálmatas
han desaparecido de repente
en los cuentos infantiles.


Tú, que nada entiendes de agonías,
ni de memorias de pájaros,
describes, no obstante,
el tiempo sin palabras por megafonía
y exhortas verdades absolutas
al lobo que caza por tu pecho,
porque ya nadie sabe dónde se oculta
el cánido salvaje de la muerte
con la certeza antigua de los rabadanes.

Eres la que nunca se equivoca
contando los racimos del futuro
y eso que dejaste muy temprano
de estudiar las cábalas
donde macera la inquietud
sus hormonas viscerales.
Bebes agua como si fuese viento
e incorporas la lluvia a tu festín
de hipotenusas que se secan.
Por eso lloras cuando nadie está pendiente
y deseas que el musgo agarre
en las cordilleras de tus muslos infinitos
para olvidarte de regarlas.

Te sientes violada en el lecho de las nubes,
engañada por la vida y sus promesas fáciles,
sola en el sofá,
instalando en tus manos
la penúltima versión del sinsentido,
a horcajadas del tiempo, a horcajadas...
recontando los anillos de los dioses,
esperando que escampe la lluvia insensata
para ir a comprar tu pan de cada día
antes de volver a la tierra para siempre.


jueves, 3 de septiembre de 2020

ACCÉSIT DE MICORRELATO EN UTRILLAS

Me anuncian telefónicamente la concesión de un accésit a mi microrrelato RETRANSMISIÓN EN DIRECTO, que a continuación reproduzco.

 

RETRANSMISIÓN EN DIRECTO

 

                  ¡Atención, señoras y señores! ¡Si nada lo remedia, si no se produce un auténtico milagro, se va a estrellar contra el frigorífico – cómprese unas zapatillas Martínez, las auténticas zapatillas de los campeones- esta promesa del automovilismo tras la chicane! ¡Va demasiado rápido, pero, increíble, si no lo veo no lo creo; si-no-lo-veo-no-lo-creo, en el último instante ha sido capaz de nuevo de enmendar la trayectoria tras el brutal derrape y continúa como una exhalación hacia la puerta de la cocina, una curva a derechas en la que debe reducir drásticamente la velocidad si no quiere jugarse su integridad física! ¡Avanza levantando las pelusas que le salen al paso – mascarillas de un solo uso Narciso, tu mejor compromiso- con una destreza sorprendente para un conductor de cinco años! Desde el pit-lane le avisan por radio de un problema de energía. Debe entrar con urgencia a boxes si no quiere quedarse fuera de la competición. Nos informan que se trata de un erro de cálculo en la carga de la batería del coche, una preciosidad de juguete, un milagro aerodinámico de la técnica que le regalaron mis padres para Reyes – compra ya tu piscina de plástico en Tiendas Fuentes, que no te lo cuenten-. ¡Atención! está punto de salir el safety car porque, al parecer, según nos avisa mi suegra, nuestra reportera especial a pie de pista, se le ha derramado un poco de aceite de la ensalada -aceite de oliva Pasión Loca, lo mejor para tu boca- cerca del fregadero cuando aliñaba los tomates y se ha creado un serio peligro para los conductores. Mucho me temo -¡café Narceo, lo mejor para el mareo!- que no va a poder ser hoy, que-no-va-a-poder-ser-hoy, la superación del récord del circuito que él mismo ostenta. Para colmo de males, mi marido le avisa mediante absurdos aspavientos, agitando una bayeta amarilla, que debe pasar por boxes para cambiar las gomas de seco por las de lluvia puesto que el pasillo lo acaba de fregar y está muy mojado… Antes de despedir la conexión les hago un resumen de la jornada por gentileza de óptica Casimiro: Trigésimo sexto día de confinamiento en casa, con mi marido, nuestro hijo y mi suegra. Y yo, una servidora, Aurora López, teletrabajando como jefa de deportes, sin poder ir a la emisora. Estoy ya que no sé si cortarme las venas o dejármelas largas.